Novedades y Tendencias
Empresas & Productos
Lácteos & Salud

Argentina: Ponce se mostró conforme por el acuerdo laboral con la industria

03/11/2017

Son pocas las manifestaciones públicas que realiza Héctor "Etín" Ponce, el secretario General de ATILRA. El máximo representante de los trabajadores de las industrias lácteas fue entrevistado ayer en la señal televisiva de CN23, un medio en el que ya participó de distintos programas. En este caso respondió las consultas de los periodistas Agustín Datellis y Gustavo Idoyaga, quienes conducen la emisión semanal de Economía 4D.

El tema principal de la charla consistió en el acuerdo laboral firmado esta semana con la industria. Ponce expresó que se tardó tanto en firmar las modificaciones en el convenio porque "la organización sindical no iba a firmar ninguna alteración de lo que el trabajador por derecho natural se había ganado durante tanto tiempo". Y agregó que "nosotros estábamos convencidos que había que generar una herramienta que le posibilitara a la industria dinamizar la actividad en función de la actualidad que vive la lechería".

Además, aprovechó para recordar que se aceptó el recorte de los aportes extraordinarios, situación que "vino a generar inconvenientes fundamentalmente en las prestaciones médico-asistenciales. Hubo una disminución drástica, no tenemos en este momento todavía una actualización salarial acorde con las necesidades que tiene el trabajador de la industria. Sin embargo todo el mundo ve que los precios de los productos lácteos no han dejado de crecer".

Respecto de las modificaciones concretas en la relación laboral, "Etín" aprovechó para hacer un par de aclaraciones. Sobre las horas extras afirmó que "no han bajado". Lo argumentó expresando que "la persona que tiene que trabajar durante el franco cobra las horas al 150%. Sí se ha creado una alternativa del trabajador franquero, que puede trabajar únicamente 2 días a la semana, dentro de la convención de trabajo de todos los empleados".

Se refirió a la "polifuncionalidad", a la cual avaló con ejemplos. "Una fábrica pequeña donde trabajan 3 personas y se elaboran 4.000 lts de leche por día, si cada trabajador va a hacer únicamente una determinada función, esa empresa en lugar de 3 trabajadores necesita 10. Consecuentemente el propio trabajador estaría pulverizando su propia fuente de trabajo. En el caso de las empresas grandes, donde tenés secado de leche en polvo, dulcería, mantequería y otros, cuando no el precio internacional de la leche en polvo disminuye y no hay exportación, esa dotación tendría que estar 3 meses parada o la tendrían que suspender", graficó el titular de ATILRA.

Otro de los puntos centrales de la charla fue SanCor. Al respecto Ponce detalló que "se está trabajando con grupos inversores. La realidad que el más cercano es Fonterra de Nueva Zelanda. Los compañeros de Nueva Zelanda van a estar dentro de poco en Argentina, dentro de la organización sindical (participarán de un congreso internacional a desarrollarse en las instalaciones de ATILRA en Sunchales, el 29 y 30 de noviembre). Esperemos que en los próximos meses esta alianza que va a realizar SanCor pueda llegar a buen puerto". También ofreció detalles sobre los futuros de las plantas que están paralizadas: Centeno, Charlone y Moldes. Héctor Ponce dijo que en todos los casos "están avanzadas las charlas para que otras empresas se hagan cargo. Las conversaciones están dadas para que los trabajadores sigan en cada planta o bien continúen dentro de la estructura de SanCor".

Fuente: www.diariocastellanos.net

Banner Apymel