Novedades y Tendencias
Empresas & Productos
Lácteos & Salud

Argentina:La lechería continúa en un proceso de acomodamiento

09/11/2017

El Observatorio de la Cadena Láctea Argentina dio a conocer su informe de coyuntura Nº 6, a octubre de 2017, en el cual actualizó la información respecto a las distintas variables del sector con datos referidos a producción, tambos, vacas, stocks, y consumo doméstico, entre otros. El informe indica que teniendo en cuenta se comienza a recomponer lentamente el panorama.

Los precios de toda la cadena han mejorado al igual que las principales relaciones de costos y, por su parte, los efectos climáticos negativos, aunque todavía notorios en algunas zonas, progresivamente van quedando atrás. En sintonía con ello, la producción se presenta con variaciones interanuales levemente positivas en los últimos meses, lo que nos hace suponer un 2017 algo por encima de 2016.

El Observatorio no desconoce las secuelas productivas, económicas, financieras y sociales que ha dejado la crisis, tanto para el sector primario como para el industrial. El importante cierre de tambos, la salida de vacas del sistema productivo (ambos datos no certeramente mensurados por falta de estadísticas confiables), el incremento de los niveles de endeudamiento y el "achique" de la actividad lechera en general, son prueba de esos efectos negativos.

El consumo se ha recuperado luego de la caída de 2016. En el plano internacional, existe gran incertidumbre sobre los precios en virtud de los altos stocks en la Unión Europea y el incentivo a producir vía precios en los principales productores mundiales.

Las cuestiones que se vienen debatiendo en el Consejo Federal Lechero, la conformación de la Mesa Sectorial de Lechería y el reciente mensaje sobre los "consensos básicos" que anunciara el propio Presidente Macri, permiten al sector abrigar la esperanza de que se pueden comenzar a plasmar en hechos las políticas macro y sectoriales necesarias para el ordenamiento de la lechería, sin dejar de reconocer que varias de ellas, por su carácter estructural, demandarán mayor tiempo que el que muchas veces requieren las urgencias individuales.

 

La producción no repunta

Según los registros realizados, a setiembre la producción cayó un 0,9% por lo que el acumulado es de 1,2% entre enero y septiembre 2017 respecto de igual período del año anterior. Si se considera que existió un cese de tambos de alrededor del 5% sobre el total de unidades productivas (entre 2016 y 2017), pero que ese fenómeno ocurrió un su gran mayoría en tambos de menos de 2.000 litros diarios (representan el 54 y 50% de los tambos y entre el 18 y 16% de la producción nacional), la caída real de producción por ese motivo no debería superar al 1,7%.

Por último, si tomamos las estadísticas de elaboración del panel de 45 empresas de más de 60 mil litros diarios de recepción y que en conjunto representan aproximadamente el 85% de la producción nacional, podemos observar que los litros equivalentes de los primeros 8 meses de 2017 son un 0,6% superiores a igual período del año anterior.

Con todos estos datos podemos inferir que la producción total de Argentina presentaría una disminución a septiembre de 2017 de entre el 2 y el 3%. En base a todo ello es dable esperar que la producción total del año 2017, con una recuperación entre los meses de octubre a diciembre, sea muy similar o levemente superior a la del año 2016 (1 a 2% más).
Hay que tener en cuenta la problemática asociada a los excesos hídricos en provincia de Buenos Aires, que se va revirtiendo lentamente, quedando agua en superficie en áreas más acotadas.

Para el resto de las cuencas lecheras del país las condiciones climáticas para el desarrollo de pasturas y cultivos y para el confort de las vacas son consideradas normales a buenas para el momento del año. En las ubicadas más al norte ya comenzaron los problemas de ITH elevado (stress calórico), combinado con presencia de moscas y tábanos.
La proyección de la producción para noviembre y diciembre 2017 se estima como similar a la registrada en los mismos meses del año anterior. 

Las consecuencias de los excesos hídricos (Buenos Aires), la falta generalizada de reservas (situación que no se va a revertir antes de fin de año), la pérdida de calidad de las pasturas, napas muy altas en muchas zonas y elevada humedad relativa combinada con las temperaturas de la época del año (> estrés en animales), explican en gran medida esta estimación.

 

Mejor relación costo – precio

El Precio de la leche informado por la industria para el mes de septiembre de 2017 fue de $ 5,71 por litro (+0,6% respecto al mes anterior, +30,3% respecto a igual mes del año anterior y +112,9% respecto a septiembre de 2015). Si actualizamos el precio de la leche por el índice de precios al consumidor – IPC (San Luis empalme INDEC), podemos observar que para septiembre 2016 el precio fue de $ 5,42, lo que implica que el precio actual es un 5,4% superior al del año anterior en moneda constante.

El Costo Promedio Ponderado Regional de Mediano Plazo (Gastos Directos + Gastos de Estructura + Amortizaciones – Recuperos) fue para septiembre 2017 de $ 5,01, y el Costo de Largo Plazo (incluye el costo de oportunidad al capital invertido) fue de $ 6,28 por litro de leche. El 10% de los tambos que posee los mejores resultados económicos arrojó valores de $ 4,28 y $ 5,41 respectivamente para esas medidas de costeo.

Fuente: www.diariocastellanos.net

Banner Apymel